fbpx
Letal ataque a bala a Jorge en la madrugada  Judiciales 

Letal ataque a bala a Jorge en la madrugada

Mayo 27 de 2020 - por Catalina Puentes para Q'hubo Bogotá

Jorge Enrique Morales Ordóñez iba caminando solo por el sector de Corintos, comuna 4, en Soacha, cuando se encontró de frente con un misterioso sujeto que le estaba pisando los talones desde hacía varios minutos. Se trataba de su verdugo.

A pesar de que la víctima intentó correr con todas sus fuerzas, pues en el fondo presentía que la muerte lo estaba siguiendo, el asesino cumplió su objetivo y Jorge Enrique recibió un tiro en la cabeza que le causó la muerte.

“Yo me encontraba durmiendo cuando escuché tres tiros seguidos. Al asomarme vi que había un muchacho tirado en el piso y lo que hice fue llamar a la Policía, pues estaba sangrando bastante”, le dijo ayer a Q’HUBO un residente de la zona.

Esta calle del barrio Corinto, en la comuna 4 de Soacha, fue donde recibió el ataque el joven.

Jorge no alcanzó a ser trasladado a un centro asistencial, pues cuando las autoridades llegaron al lugar de los hechos, debido al llamado que hizo la comunidad, ya se encontraba sin signos vitales.

Ataque sicarial

Según cuentan en la zona, presuntamente Jorge Enrique se encontraba dirigiéndose hacia su vivienda sobre la 1 de la madrugada del lunes. Caminaba solo y su verdugo lo estaba siguiendo.

Al observar que entraron a una cuadra oscura y sin pavimentar, el homicida agilizó el paso, al mismo tiempo que sacaba el revólver que llevaba escondido en la pretina de su pantalón.

“Yo escuché solo un grito y pasos acelerados, como alguien corriendo, pero cuando me asomé ya no vi a nadie. Por eso creo que pudo haber sido el mismo sicario el que intentó huir”, añadió una residente.

Jorge, quien tenía 22 años, fue asesinado de un solo disparo a pesar de que en el lugar de los hechos, ubicado en la diagonal 43 I con carrera 45 Este, se escucharon tres detonaciones.

Dicen que tras el asesinato, el homicida salió corriendo y no logró ser capturado por las autoridades. Tenía la cara cubierta con una capota.

Etiquetas:

asesinado Crimen Homicidio sicariato Soacha