Connect with us

Judiciales

Con brujería y santería las amenazaban para prostituirlas

Avatar

Publicado

el

Por el delito de trata de personas en la modalidad de explotación sexual ajena, la Policía Nacional capturó en las últimas horas a nueve personas mediante orden judicial, en allanamientos adelantados en Bogotá e Ipiales (Nariño).

La desarticulación de esta red delincuencial fue posible gracias al trabajo conjunto entre la Dirección de Investigación Criminal e Interpol, en coordinación con Ameripol y la Fiscalía General de la Nación.

Alias ‘Amparo’ y siete cómplices fueron capturados en Ipiales.

De acuerdo con el reporte entregado por las autoridades, el centro de operaciones de esta red criminal era Ipiales, desde donde dirigía las macabras acciones la líder, alias ‘Amparo’, considerada como la cabecilla del grupo delincuencial.

Junto a la jefa también fueron capturados en suelo nariñense: ‘La Patrona’, ‘Dianita’, ‘Henry’, ‘Paola’, ‘Javi’, ‘Jota’, ‘Bairon’. Por su parte, en Bogotá cayó alias ‘Sammy’, una de las principales captadoras, a quien las víctimas señalaron de haberlas prostituido y amenazado.

Ciudadanas colombianas, venezolanas, peruanas y ecuatorianas eran explotadas sexualmente.

‘Amparo’ y sus secuaces se encargaban de buscar a jóvenes vulnerables para aprovecharse de ellas, pues les prometían algunos beneficios económicos para subsistir y ayudar a sus familias, pero posteriormente eran engañadas.

Así era como finalmente lograban explotar sexualmente a ciudadanas ecuatorianas, venezolanas, peruanas y colombianas, a quienes trasladaban a Ipiales, donde las recluían en dos establecimientos acondicionados como clubes nocturnos, donde las explotaban.

Una vez las mujeres llegaban al establecimiento, eran notificadas de una deuda exorbitante, la cual debían saldar obligatoriamente con servicios sexuales aberrantes”, informó la Policía Nacional respecto a este repudiable caso.

Si las víctimas se negaban a pagar la supuesta deuda, las amenazaban no solo con hacerles daño a sus familias, sino también con supuestas maldiciones con magia negra y santería. Para completar los abusos contra las explotadas las sometían a torturas físicas y psicológicas.

Y eso no es todo, las víctimas eran puestas bajo constante vigilancia para que no se lograran escapar y así se corriera el peligro de que los delataran ante las autoridades. Sin embargo, tres de las explotadas lograron escabullirse y denunciar, fue así como se logró dar inicio a la investigación.

En Bogotá fue capturada alias ‘Sammy’, quien, según las víctimas, se encargaba de prostituirlas y amenazarlas.

Tras seguirles la pista, se descubrieron los macabros tratos de ‘Amparo’ y su banda, quienes captaban a las víctimas en Bogotá, municipios del Eje Cafetero, Valle del Cauca, Antioquia, y en los países fronterizos de Venezuela, Ecuador y Perú.

El trabajo desarrollado por las autoridades permitió comprobar que ‘Amparo’ era heredera de la red criminal, y que desde hace años lideraba la organización criminal. Incluso, es dueña de uno de los predios donde funcionaba uno de los clubes nocturnos donde explotaba a las mujeres.

Con brujería y santería amenazaban a las víctimas para explotarlas sexualmente en dos clubes nocturnos.

Por medio de los operativos conjuntos se logró el rescate de cuatro víctimas, dos colombianas y dos extranjeras, estas últimas una de nacionalidad venezolana y otra peruana, quienes se encontraban al interior de uno de los clubes nocturnos.

Ante un Juez de Control de Garantías fueron presentados los capturados, a quienes se les profirió medida de aseguramiento en establecimiento penitenciario y deberán responder por los delitos de trata de personas en concurso homogéneo y sucesivo con concierto para delinquir.

Elija a Q’HUBO Bogotá como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.

Publicidad

Recientes

Publicidad

Síguenos en Twitter

Publicidad