fbpx
Que las arrugas no revelen tu edad  Femenina 

Que las arrugas no revelen tu edad

Mayo 30 de 2021 - por Q'HUBO Bogotá para Q'hubo Bogotá

Las arrugas son un proceso natural causado por el envejecimiento, que difícilmente se puede evitar. Sin embargo, se pueden prevenir y disimular con algunos secretos de belleza. Por supuesto, no está de más eliminar el exceso de maquillaje y la grasa de tu piel con frecuencia y utilizar cremas antiarrugas con vitamina A, C y E. Además, no olvides aplicar protector
solar antes de salir de casa.

Hazlo incluso en días nublados, ya que el sol es una de las causas más frecuentes para que aparezcan las arrugas. El bloqueador es clave contra los rayos UV que provocan el cáncer de piel. Ahora bien, si aplicas los siguientes trucos, puedes ayudarte tanto a prevenirlas como a disminuirlas después de su aparición.

Toma nota y no olvides que, además de aplicar ciertos productos o hacer ciertos ejercicios, lo más importante es la constancia para tener mejores resultados.

Gimnasia facial

Consiste en someter la cara a una rutina de movimientos de tensión y distensión, de manera que la piel y los músculos se acostumbran a soportar los movimientos sin perder flexibilidad. Basta con dedicarles unos minutos al día para ver resultados.

  • Masajea toda la cara para relajar la musculatura, incluyendo cuello y hombros. Debe ser un masaje suave con la yema de los dedos.
  • Mentón: coloca una de tus manos, cerrando en un puño, bajo el mentón, y apóyate con fuerza durante unos 6 segundos. Luego relaja.
  • Papada: coloca una toalla enrollada bajo la barbilla, y sujetando ambos extremos, estira hacia arriba la mandíbula. Mantén 6 segundos antes de relajar.
  • Pómulos: hincha las mejillas y aguanta 6 segundos mientras golpeteas sobre ellas con las yemas de los dedos. Relaja.
  • Párpados y zona de debajo de los ojos: mantén la piel estirada con los dedos, colocándolos como si fueran unas gafas, y parpadea repetidamente. Esto evitará que se te hagan bolsas.
  • Patas de gallo: con los dedos sobre las sienes y sujetando la piel, haz que la mandíbula avance y retroceda. Mantén cada posición 6 segundos.
  • Frente: para quitar las arrugas coloca las palmas de las manos sobre la frente y presiona hacia arriba, estirando la piel y la musculatura hasta que notes que las cejas se elevan y los párpados se tensan. Mantén la tensión de 6 a 10 segundos.
  • Masajea nuevamente toda la cara con movimientos circulares para relajar el rostro.

Mascarillas caseras

Existen distintos productos que por sus cualidades funcionan magníficamente como antiarrugas naturales.
Algunos de ellos son los siguientes:

  • Aguacate: mezcla la pulpa de medio aguacate, una clara de huevo y medio limón exprimido y aplicar durante 3 minutos antes de aclarar con agua fría.
  • Aceite de oliva: para las arrugas faciales, puede aplicarse directamente o mezclarse con clara de huevo y aloe vera. Dejarse como mascarilla durante 20 o 30 minutos.
  • Pepino: se puede usar solo, cortado en rodajas y aplicado directamente sobre la piel, para evitar bolsas, hinchazón de párpados y cansancio en los ojos, o en mascarilla, mezclado con yogur.
  • Miel: es un producto muy hidratante y ayuda a reflexibilizar la piel. Mezclada con pulpa de manzana (refrescante) o con yogur da muy buen resultado para las arrugas de expresión.

Cuida ciertas zonas

Si tienes los labios arrugados, es importante evitar el labial mate. Es mejor aplicar un color cremoso en la forma de crayón de labios. Si fumas, ten en cuenta que esto también los reseca. Para suavizar las líneas finas de tu rostro, coloca un poco de loción humectante en los dedos para calentarla,
y después que te apliques la base, debes ponerla entre la nariz y la barbilla,
debajo de los ojos o en cualquier parte que tengas líneas y quieras suavizarlas.

Exfolia tu rostro

Hazlo por lo menos cada dos semanas, usando remedios naturales. Limpia tu cara como de costumbre, y luego, en un recipiente con agua caliente, inclina tu rostro durante 5 minutos. Mezcla una cucharada de miel con dos almendras trituradas; agrega media cucharadita de jugo de limón. Frota la mezcla suavemente sobre tu rostro y luego enjuaga con agua tibia. Al renovar tu piel cada dos semanas, se verá más luminosa y rejuvenecida.

Etiquetas:

arrugas belleza cuidado labios piel