Miércoles, 28 Febrero 2024

La justicia le falló a Danna
Foto: Redes sociales
5
(1)

Danna Elisa Chaves Martínez (23 años), hoy está viva para contar el infame ataque del que fue víctima en octubre del año pasado por parte del que era su pareja sentimental y padre de su hijo de dos años, Andrés Herrera Cabeza.


Según se ha podido conocer sobre este infame caso, la mujer fue apuñalada en múltiples partes de su cuerpo, comprometiendo órganos vitales que por poco le causan la muerte. Su agresor fue capturado el día de los hechos, pero tristemente la condena que le fue impuesta es de 14 años y 10 meses, cuando realmente debió a haber sido de más de 30 años, teniendo en cuenta la gravedad de sus actos.
“Me parece que no se justifica esa sentencia con todo el daño que me hizo, siento que no tomaron en cuenta la gravedad de lo que me hizo. Ojalá hicieran justicia para las víctimas, en este caso fue muy poco tiempo para lo que me hizo, yo siento temor por mí y por mi hijo, siento que él va a salir a matarme”, dijo Danna.

Sobre el crimen


Danna es el rostro de cientos de mujeres a las que la justicia les ha fallado. Su caso ocurrió el 15 de octubre en el municipio de Cajicá, exactamente en la carrera 3 con calle 1, en el barrio Centro, donde se encontraba trabajando.


A este lugar llegó Edwin, con el que tenía una relación sentimental desde el año 2017, quien de manera premeditada y con sevicia empezó a apuñalarla en múltiples ocasiones.

La justicia le falló a Danna Danna Elisa Chaves Martínez (23 años), hoy está viva para contar el infame ataque del que fue víctima en octubre del año pasado por parte del que era su pareja sentimental y padre de su hijo de dos años, Andrés Herrera Cabeza.
Edwin Andrés fue condenado finalmente por feminicidio en modalidad de tentativa.


“En ese momento nosotros no convivíamos, el día anterior a los hechos nosotros tuvimos una discusión porque él se imaginaba que yo me estaba metiendo con otra persona, pero no era así, él ese día me pegó en la cara y la familia se lo llevó para la casa de él. Luego empezó a escribirme a amenazarme que me iba a matar, a decirme que del siguiente día no pasaba , yo no le puse mucha atención y al siguiente día llegó a mi trabajo, se abalanzó sobre mí y no recuerdo más”, relató Danna.


En ese momento, gracias a la intervención de la comunidad, el sujeto paró la agresión y fue capturado.
“Me llevaron a la clínica San Luis y allí me reanimaron, en cirugía estuve muerta 4 minutos y medio, me perforó la punta del corazón, los pulmones, el intestino, el hígado, prácticamente todos los órganos. Estuve en UCI un mes y 15 días. Estuve tanto tiempo en cama se me atrofiaron los músculos, no podía comer, duré como dos meses para recuperar fuerza y poder caminar bien. Actualmente tengo el tabique desviado, no me deja respirar bien y pues mi salud mental está afectada, tengo pánico, me da miedo a estar sola, sufro de insomnio”, relató la joven víctima.


Al día siguiente del ataque se legalizó la captura de Herrera, a quien la Fiscalía le imputó el delito de feminicidio en modalidad de tentativa, cargo al que se allanó y por el que finalmente se le condenó sin tener en cuenta los demás agravantes.


Por su parte, Danna considera que no se hizo justicia y por lo pronto lo único que desea es poder quitarle el apellido de su agresor a su hijo, quien perdió los derechos tras su vil crimen.

El abogado de Danna, Saúl León, respondió:

  1. ¿La condena que se le dio a este sujeto es acorde con lo que hizo?
    Este sujeto lo que cometió fue un feminicidio agravado en grado de tentativa, por lo cual la pena a enfrentar debería ser de 30 años de cárcel. Lamentablemente la Fiscalía General de la Nación no le imputó los agravantes de sevicia, de abusar de las condiciones de inferioridad en las que estaba Danna, de que utilizó un elemento cortopunzante y de que se trataba de la madre de su propio hijo, como eso no fue imputado por eso la condena salió cercana a los 15 años.
    2. ¿Tendrá alguna reducción de pena?
    En este caso no tendría ningún beneficio de reducción de la pena salvo la redención que tienen derecho todos los presos, por trabajar, por estudiar, por buen comportamiento, sí puede tener unos beneficios, salir en libertad un poco antes de lo ordenado.
    3. ¿Cuál debió ser la condena?
    Si se hubiera tenido en cuenta los 4 agravantes, que se trataba de la mamá de su propio hijo, que se utilizó un elemento cortopunzante, las condiciones de inferioridad y que hubo sevicia porque fueron 28 puñaladas, la sentencia debía superar los 30 años de cárcel.
    4. ¿Qué argumentos dio el juez para tomar la decisión?
    El argumento del juez fue básicamente que aún cuando se dieron estos hechos la Fiscalía no los imputó y como no los imputaron pues el juez no puede condenar por algo que la Fiscalía no impute. El error fue de la Fiscalía. Se puede hacer algo para que se cambie esta decisión y se otorgue una condena más alta.
    Era la sentencia en segundo grado entonces ya quedó en firme, no se puede hacer nada para que cambie la decisión.
  2. ¿Qué se debe hacer para que la justicia obre correctamente?
    Aplicar la ley, las leyes son ejemplarizantes, pero si la justicia no actúa como corresponde, entonces se debería pedir que la Procuraduría haga parte de estos procesos, que vigile el comportamiento de los fiscales y que si ellos se equivocan que sean investigados y juzgados eventualmente por esas graves omisiones.

Elija a Q’HUBO Bogotá como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí

¿Qué tal le pareció este contenido?

¡Haga clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 1

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sea el primero en puntuar este contenido.

Temas relacionados

RECIENTES
WEB STORIES
Abrir chat
Q'hubo veci
Q'hubo veci
Los criollos también jugamos rugby 20 DE FEBRERO DÍA DEL GATO Miércoles de ceniza Murieron de hambre para ‘conocer a Jesús’ DÍA DEL PERIODISTA EN COLOMBIA ¡APPS PARA DARLA TODA! La verdadera historia de Griselda Blanco Marie Laveau: ‘La reina del vudú’ ¿Qué son las famosas cabañuelas?